Full text: La toma de Porto Bello (007)

  
  
MD ii dai 
 1V 
LA TOMA DEL FUERTE 
Desesperado estaba Cesar viendo que, por más esfuer- 
- zos que hacía tanto él, como la mayoría de los suyos, no 
- podían dar con la puerta que daba entrada á la fortaleza. 
Y su desesperación era mayor, porque comprendía el 
- peligro que estaban corriendo aquel puñado de valientes 
en su peligrosa ascensión y no podían ayudarles. 
Y no siendo posible que ellos pudieran entrar, la muer- 
te ae Bernardo y sus compañeros era segura. ARAS 
De los que habían empezado á subir, tres habían 
.resbalado y cayeron á tierra, quedando heridos los tres y 
sin tener medios para poder atenderles. da 
Con heroica resignación aquellos desdichados estaban 
“ahogando sus dolores para no exhalar un quejido que lla- 
mara la atención de los defensores del castillo. 
- Porotra parte, pronto empezaría á amanecer y enton- 
des todo Habrido nmútil.. 0... 0 000 O 
-. Ni él ni ninguno de los suyos podría escapar, y tal 
'ez como consecuencia de ello quedaría destruída toda la 
Impresa que, como base de ella, reconocía la posesión de 
A TO PA a o AS dE 
_En aquellos momentos de desesperación llegó á' sus 
oidos ligero rumor que llamó su atención. 
-— ¿Qué quiere decir esto?—exclamó. aa 
Y procuró orientarse respecto al lugar de donde partía 
A o e ea 
__De pronto sonó un disparo, seguido de voces de - 
. —j¡lra de Dios! —exelamó con acento terrible.—Nues- 
ros hermanos serán muertos sin que nosotros podamos 
ayudarles. ¡Arriba compañeros, arriba, suceda lo que 
quieral Puesto que ellos 'han llegado, también nosotros 
o e a 
 
	        
© 2007 - | IAI SPK

Note to user

Dear user,

In response to current developments in the web technology used by the Goobi viewer, the software no longer supports your browser.

Please use one of the following browsers to display this page correctly.

Thank you.