Full text: [Tomo] 2 (2)

  
  
cli. 
1184 LUIS DE VAL 
  
hablara—. y pregúntale si está allí la niña. La hemos 
echado de menos. y hemos supuesto que ella se la ha- 
bría llevado. : E 
—Y dile de mi parte—añadió don Pablo— que me 
la traiga en seguida; que no quiero estar separado de 
ella. Si Marla es su madre, yo soy su abuelo, es decir, *- 
más que si fuera su padre. ¡Pues no faltaba más! ¿Es 
que pienSa que no voy a cuidarla tan bien como ella, 
por lo menos! a : 
Pedro, inquieto y sorprendido por lo que oía, abrió 
la bota para decir que Clarita no estaba en la habita- 
ción de la joven; pero se contuvo, temiendo provocar 
un conflicto, y saliendo de la alcoba de sus amos, se 
encaminó preSuroso al cuarto de María. Ls 
— Esta aún no había logrado dormirse. 
Al ver entrar al mayordomo tan «de improviso, le 
preguntó con asombro: 
—¿ Qué hay?... ¿Qué ocurre? 
Yo amos me han llamado —balbuceó Pedro—, 
para o e viniera a preguntar. si está aquí la 
niña. : 
—¡La niña exclamó María con sobresalto—, 
¿Pues no estaba con ellos? 
 
	        
© 2007 - | IAI SPK

Note to user

Dear user,

In response to current developments in the web technology used by the Goobi viewer, the software no longer supports your browser.

Please use one of the following browsers to display this page correctly.

Thank you.