Full text: El cuarto núm. 111

  
   
L CUARTO NUM. 111 
¿Conocéis la tristoza del enarto de un hotel? 
Es barato y modesto todo cuanto hay en 6l. 
  
Una cama... una mesa... un layabo... un armario... a 
Hasta las colgaduras all su senectud... 
¡Con qué fuerza aborrezco el lecho solitario 
3 que nos brinda su horrible impresión de ataúd! 
. (De un poeta desconocido .) 
En una de las épocas más tristes de mi vida, una. 
vida sin alegrías, residía yo en el Hotel Majestic, 
ocupando el cuarto número 109 del primer piso. 
- Encontrábame en una situación horrible, Enfermo 
  
    
  
e oh, muy enfermo!—, y además, sin dinero, com- 
pletamente sin dinero. Hacía ya bastante tiempo 
que había liquidado mi casa, vendido mis magni- 
ficos muebles, mis cuadros tan apreciados, mis li- 
bros queridos y cuantas chucherías había reunido 
con tanto entusiasmo, laborioso botín de mis exó- 
ficos. viajes. Todo lo había perdido al juego, pues 
llevaba ya varios años en que mi mala suerte me 
estrangulaba. El juego, la Bolsa, los Sea todo 
se había puesto en contra mía. 
Quando me mudé al Hotel Majestic dl ya 
eS ínuy as al más irremediable de los fines. En
	        
© 2007 - | IAI SPK

Note to user

Dear user,

In response to current developments in the web technology used by the Goobi viewer, the software no longer supports your browser.

Please use one of the following browsers to display this page correctly.

Thank you.