Full text: El cofre envenenado (Bd. 5)

LOS PARDAILLAN 
  
XI 
ENTREVISTA 
DE DAMVILLE Y PARDAILLAN 
1] 4 
Llevaremos ahora a nuestros lectores al 
hotel de Montmorency. Era una cálida tar- 
de de los primeros días de Agosto y Pardai- 
llán, en la habitación que ocupaba en el ho- 
tel, acababa de vestirse y armarse silbando 
al mismo tiempo un aire de caza. 
Esto es decir que se ponía la casaca de 
cuero, ceñía su larga espada, no sin asegu- 
rarse que la punta se hallaba en buen estado. 
Además, se proveía de una corta daga, re- 
galo de Montmorency, que llevaba la marca 
de las fábricas de Milán. 
—|Por Barrabás! — dijo gruñendo — me 
ahogo dentro de esta coraza, mas espero que 
dentro de poco podré quitármela. 
Eran entonces las nueve de la noche y las 
sombras habían invadido ya París. 
Cuando estuvo pronto, el aventurero se 
dejó caer en un sillón y cruzando las pier- 
nas se puso a reflexionar: 
— ¿"Avisaré al caballero ? Sí. No, a fe mía, 
querría ir conmigo y como siempre hace lo 
que quiere... prefiero ir solo a tratar este 
asunto. 
—Pueden suceder una de las dos cosas: o 
mi antiguo señor estará solo como me ha ase- 
gurado este animal de Gilito y entonces no 
tengo necesidad de ayuda alguna o bien caigo 
en una emboscada y es inútil que el caballe- 
  
 
	        
© 2007 - | IAI SPK
Waiting...

Note to user

Dear user,

In response to current developments in the web technology used by the Goobi viewer, the software no longer supports your browser.

Please use one of the following browsers to display this page correctly.

Thank you.