Full text: Las manifestaciones de César (033)

2 La BANDERA ROJA 
—¡Miserables! —pudo pS Cesar, levantándose y lu- 
chando con el que le había cogido por los pies. 
Pero ya no pudo decir más. 
Sintió la fría hoja de un puñal que se introducía en su 
pecho, y murmuró: 
—¡Muerto soy!... 
Los tres miserables, realizada su hazaña, echaron á 
correr refugiándose entre ¡as breñas. 
- El inerte cuerpo de Cesar, quedó tendido sobre el ta: 
bladillo de madera. 
En el próximo cuaderno: 
OBRA DE TITANES 
  
  
  
E att: Cortes, 605, — Apartado de pela - BARON 
Imprenta «La Ibérica» calle de las dean núm. 695, — BARCELONA 
  
  
  
 
	        
© 2007 - | IAI SPK

Note to user

Dear user,

In response to current developments in the web technology used by the Goobi viewer, the software no longer supports your browser.

Please use one of the following browsers to display this page correctly.

Thank you.